Escrito en 2020

Pero no

Qué bien me sienta
el control del descontrol.
Saber la tecla exacta para volarlo todo
y saber que era mi pequeña broma.

Darle gas, darle gas
y reírme luego con las respuestas en la mano.

La bomba de relojería que no funciona,
pero asusta.
Un suspense que luego saca la sonrisa.

Si se calienta el corazón o la amargura
el resultado puede estar entre el acierto.

Y con todo más que sabido de ida y vuelta
estrellarme,
pero no.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s